calidad de los contenidos

La calidad de los contenidos y la oferta de Copywriters

Descubre los motivos por los que la calidad de los contenidos no debe verse afectada

Dicen que con la última crisis económica la oferta de redactores de contenidos ha aumentado hasta niveles en los que es imposible poder mantenerlos a todos ocupados y trabajando, mucho menos ganando dinero. No hay tanto trabajo para tanta gente. Pero, ¿Es verdad que la calidad de los contenidos se resiente a medida que aumenta la oferta?

La calidad en la redacción de contenidos siempre ha sido un valor añadido

Llevo más de una década redactando contenidos, cobrando mucho, poco, con gente desleal, con arrogantes, héroes, gente encantadora y haciendo trabajos realmente complicados desde la sombra, firmando cesiones de derechos y manteniéndome en el anonimato. Y en los más de 12 años que llevo como aprendiz de la palabra, puedo decirte que la competencia siempre ha estado ahí y es completamente normal.

Siempre ha habido gente que, por el motivo que fuera, reventaba el mercado poniendo precios muy bajos. ¿Es esto una práctica poco ética? Lo dudo. En Venezuela 5 euros son mucho más suculentos que en España, por poner un ejemplo.  ¿Es esto malo? Lo dudo.

Las guerras de precios y servicios siempre han sido el elemento estrella de cualquiera que deseara competir contra sus rivales.

Si no conseguimos clientes nos arruinamos, por ende, el reclamo son los precios, la calidad y el trato. ¿Por qué iba a ser malo atacar por los precios?

Sí es verdad que la competencia ha crecido, se ha globalizado y todos quieren ganar dinero redactando

Unos pueden verlo como un problema, otros lo planteamos como una ventaja. Además, la necesidad por conseguir un ingreso redactando textos low cost hace que se despeje el camino de proyectos que, según nuestros objetivos, quizá no nos interesan.

Por cierto, si no has establecido cuáles son tus objetivos, te recomiendo que lo hagas. No se puede avanzar si no sabes hacia dónde vas. Redactar contenidos de calidad no es una tarea fácil, y mucho menos si no sabes hacia dónde te diriges y qué es exactamente lo que quieres hacer y cuánto deseas percibir como objetivo.

Ahora bien, ¿Competimos contra nosotros o contra el mercado?

Que se bajen los precios y exista una batalla campal en plataformas como Fiverr o Freelancer, a mí me viene de maravilla. He utilizado esas plataformas, he trabajado allí, sé cómo funciona e incluso a veces recurro a ellas en busca de inspiración.

Afirmar que los contenidos se ven afectados por la gran cantidad de redactores que hay es como asegurar que todos los fontaneros son caros y cobran demasiado por su trabajo. Cuando necesitas una reforma en casa, acudir al más barato y menos conocido del sector siempre genera dudas, problemas y confusión.

Las probabilidades de que el trabajo no acabe como esperamos aumentan, por eso recurrimos a la experiencia y los contactos. No nos importa pagar un poco más si tenemos la seguridad de que todo va a quedar según esperamos. Entonces, ¿Por qué no hacemos lo mismo con los redactores de contenidos?

Aprende, gana reputación y sigue trabajando duro

La mayoría de personas que se anuncian hoy ofreciendo sus nuevas dotes en generación de contenidos no va a seguir trabajando el mes que viene. ¿Sabes por qué? Porque han recurrido al sector de la redacción de textos online para conseguir unos ingresos rápidos, algo que no llegará. Terminarán deprimiéndose y cambiando de sector en busca de ese dinero.

¿Te debería de afectar esa competencia? Ahora intuyo que ya no te resulta una amenaza. Da igual que copen los directorios, que llenen todo con sus ofertas. Mi propia experiencia trabajando con algunos de ellos me ha permitido saber diferenciar quién es un redactor por necesidad y quién lo es por habilidades y pasión.

La calidad de los contenidos se puede ver afectada siempre y cuando no sigas el camino del trabajo reconocido.

Si quieres algo bueno, como en cualquier otro sector, paga por ello. La gente no trabaja gratis ni los milagros suceden todos los días. Conoce a los redactores, filtra y decide cuál es el mejor, el que más se adapta a tus objetivos.

Si hay más redactores en el mercado, pues más opciones para elegir. Pero no persigas al más barato y poco reconocido porque estoy convencido de que el 95% de las veces tendrás una impresión negativa. Bien porque ese redactor no tiene experiencia o bien porque no sabe ni lo que está haciendo. Aquí puedes ver cómo elegir al mejor redactor de contenidos.

Al final terminarás valorándolo negativamente e impidiendo que éste progrese, porque puede ser que acabe de empezar y esté todavía verde en cuanto a habilidades y destreza con el teclado, algo que puede suceder y no quiere decir que no le guste lo que hace.

La calidad de los contenidos no tiene nada que ver con el origen del copywriter, ni con el idioma ni con la cantidad de oferta o demanda que exista en el mercado. Siempre habrán mal pagadores y malos redactores. La clave reside en seguir avanzando y tener unos objetivos establecidos. Ah, ¡Y te tiene que apasionar!

Copywriter, ex- futbolista en el recreo, ex- yonki del amor y ex-tremadamente feo! Apasionado de la gastronomía, el marketing y la redacción. Colaboro con diferentes agencias de contenidos en España.